“Entre la luz y la sombra” Despedida del subcomandante Marcos (24/05/2014)

0
77

por José Luis Rodríguez Flores.

En el año de 1994 inició el auténtico movimiento Zapatista llamado de Liberación Nacional, no obstante que había iniciado este grupo armado en el año 1983, conformado por grupos de ciento de indígenas de nuestro hermoso estado de Chiapas y algunos líderes ideológicos permanecían en la clandestinidad, y no será hasta el día 1º de enero de 1994 con la entrada del (NAFTA) por sus siglas en inglés, (TLCAN) Tratado de Libre Comercio, la guerrilla con formación estructural militar cuyo lema del EZLN regiría los destinos de la primera Declaración de la Selva Lacandona que estableció “Lucha por trabajo, tierra, techo, alimentación, salud, independencia, libertad, democracia, justicia, y paz lograr el cumplimiento de estas demandas básicas de nuestro pueblo formando un gobierno de nuestro país libre y democrático.

Este movimiento (EZLN) trataba de reivindicar los ancestrales reclamos derivados de las carencias y penurias hereditarios que venían padeciendo los campesinos mexicanos principalmente al sur del país, como resultando entonces se dio el justo levantamiento armando ocurrido en el sureste mexicano; la insurrección indígena llamada Zapatista de Liberación Nacional, para buena ventura de México, quien a la postre tomó en aquel tiempo el timón del EZLN fue el Subcomandante Marcos, que tras mucha incógnita y ante múltiples dudas de parte de la población mexicana sobre quien lideraba a los indígenas chiapanecos, luego de un tiempo, más tarde se sabría que abajo del ya famoso pasamontañas de Marcos, estaría el filósofo Sebastián Guillén Vicente, un ciudadano mexicano originario del bello puerto de Tampico o tamaulipeco.

A mi modesto leal entender el Subcomandante Marcos resultó ser un personaje singular, un hombre de principios, con estudios de Filosofía y Letras, y por su trayectoria y hasta donde ha quedado plasmado, puede pensarse que es un hombre sin busca de un protagonismo personal, saco mis conclusiones por sus tendencias basadas en referencias bíblicas, bastaría con solo repasar algunos de sus textos para encontrar la afinidad del pensamiento ideológico del Subcomandante Marcos con algunos pasajes bíblicos y en su tendencia en la búsqueda del bien común, y no del bienestar personal; lo antes comentado se puede observar en sus referencias sobre la sagrada escritura y que podemos encontrar en el siguiente texto que a continuación se describe y hace alusión al pasaje bíblico según San Mateo 16; 21-25. Y San Juan 12:24-26

El 24 de mayo de 2014 literalmente dejó de existir el SubComandante Marcos, no obstante que fueron muchas sus conquistas para las comunidades indígenas zapatistas, pero el ciudadano Sebastián Guillén Vicente supo ser humilde, y optó por no buscar reflectores personales, como corolario de lo anterior decidió terminar con el personaje de Subcomandante Marcos, y mudar al personaje del fallecido José Luis Solís Sánchez en homenaje al zapatista homónimo asesinado poco tiempo atrás, el 2 de mayo del mismo año 2014, entonces se hizo llamar Subcomandante insurgente Galeano.

Y Miren lo que son las cosas porque,
para que nos vieran, nos tapamos el rostro;
para que nos negaran, nos tapamos el rostro;
apostamos el presente para tener futuro;
y para vivir…. Morimos

Por último concluyo comentando lo que el Subcomandante Marcos le dijo al grupo terrorista ETA (Euskadi Ta Askatazua) organización terrorista nacionalista Vasca, al recurrir por ayuda en aquel entonces.

“Consideramos justa y legítima la lucha del pueblo vasco por su soberanía, pero esa noble causa, ni ninguna, justifica que se sacrifique la vida de civiles. No sólo no produce ganancia política alguna, y aunque la produjera, el costo humano es impagable”.
Subcomandante Insurgente Marcos. 7 de diciembre de 2002.

Esta organización terrorista (ETA) acaba de dar por concluido sus operaciones terroristas y anunció su disolución el 3 de mayo de 2018
Hace 16 meses se hizo público el decreto del juez fe- deral Juan Marcos Dávila mandato por el cual se anunció que los delitos de terrorismo, sedición, motín, rebelión y conspiración, por los cuales se buscó durante 21 años a Sebastián Guillén Vicente para ponerlo tras las rejas, habían prescrito.

Este día -19 de junio de 2018- Sebastián Guillén Vicente cumplió 61 años, aunque nació al mundo el 1º de enero de 1994; son 24 años de lucha constante, seguido de cerca por Andrés Manuel López Obrador o viceversa, ya que llevaban más de 18 años o más intentando hacer llegar a la Izquierda a la Presidencia o al Gobierno de México; logrando arribar al poder finalmente este pasado 1º. de julio con un arrollador triunfo electoral; consiguiendo además Morena (Movimiento de Regeneración Nacional) y López Obrador la mayoría relativa en el congreso, desbancado con una copiosa votación de la gran mayoría del pueblo de México, que coincidió en buscar un cambio de rumbo o de timón venciendo al PRIAN como Andrés Manuel acostumbra decirles al PRI y al PAN, o también les llama o llamaba la mafia del poder; no me resta más que desear que este cambio de rumbo, ojala sea para el bienestar del gran pueblo de México enhorabuena.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here